fbpx

Gecol es una empresa con más de 40 años en el mercado de los derivados del cemento. Cuenta con 13 fábricas propias, 2 centros logísticos y 4 centros de l+D, gracias a los cuales ofrecen 19 líneas de producto con más de 2.000 referencias y asistencia técnica. Gecol cuenta con más de 5.000 clientes activos y opera en más de 20 países. En su estructura empresarial puedes en encontrar su departamento técnico, área comercial, dirección y administración, logística y producción, comunicación y marketing y recursos humanos. Además cuentan con un Servicio de Asistencia Técnica (S.A.T), que resolverá cualquier cuestión relacionada con el desarrollo o ejecución de su obra.

Entres sus múltiples servicios y productos destacan la colocación de cerámica, material pétreo y mosaico vítreo, juntas de colocación y sellantes para cerámica y piedra natural, protección e impermeabilización tanto mineral como líquida, reparadores de hormigón, morteros para anclajes mecánicos, recrecido y nivelación de suelos, decoración y protección de pavimentos, morteros especiales de montaje, revestimientos minerales de fachadas, pinturas y revestimientos, morteros de cal, revestimiento de fachadas con macroporosos, porógenos y deshumidificantes, montaje y conglomerantes, morteros de cemento, hormigones y conglomerantes, plastes para yeso, escayola y pyl, áridos para usos especiales, aditivos técnicos, imprimaciones y limpiadores, así como bricolaje y uso doméstico.

Son especialistas en la comercialización de G100, adhesivos gel de naturaleza híbrida (basada en la sinergia cemento-resina), que nacen como respuesta a resolver necesidades concretas con las que técnicos y profesionales en la colocación cerámica se encuentran a diario en sus obras. Destacan sus múltiples prestaciones, así como un comportamiento impecable, permiten aplicaciones tixotrópicas o fluidas, consumo reducido (hasta un 40% ahorro), garantía de excelencia para la adhesión de todo tipo de cerámica, con independencia de su naturaleza, formato o cualquier otro aspecto intrínseco, adaptabilidad absoluta, ya sea cemento, cerámica esmaltada, madera, PYL, hormigón celular, etc. Estos adhesivos-gel de naturaleza híbrida son medioambientalmente más sostenibles, reducen la emisión de polvo durante su uso y son capaces de adaptarse a cualquier circunstancia: superficies de alto tránsito, revestimientos de fachada en altura, zonas no protegidas o expuestas a grandes variaciones térmicas, etc.

También son expertos en la aplicación de soluciones y sistemas SATE. En un edificio, la fachada representa su máximo exponente, y en consecuencia, su sello de identidad. La “piel” que constituye la envolvente del edificio, además de mostrar aspectos visuales como el diseño, color, textura, volúmenes, etc., también debe responder a otras exigencias primordiales como: aislamiento térmico y acústico, impermeabilidad, durabilidad en cuanto al desgaste provocado por el sol o los agentes meteorológicos, así como el propio uso a lo largo del tiempo. Y todo ello, respondiendo a las nuevas exigencias que plantea nuestra sociedad, en términos de bajo mantenimiento, descontaminante, autolavable, etc. Mediante la colocación de un adecuado sistema de aislamiento, se reducirían considerablemente el consumo energético y las emisiones de CO2 de los edificios, ya que solamente la edificación supone el 40% del consumo energético total en Europa.